Impulsar proyectos científicos innovadores

El gran reto de curar las lesiones medulares

La causa

La gravedad del problema

La lesión de la médula espinal va mucho más allá de la inmovilidad y la aislante falta de sensación. En muchos casos, vivir con una lesión medular significa vivir sin la capacidad de controlar la vejiga, los intestinos, la temperatura, la función sexual y el empobrecimiento de la función cardiovascular y respiratoria.

El tiempo pasa muy rápido y nosotros queremos encontrar una solución efectiva para los más de 5.000.000 de personas que hoy en día vivimos con este problema. Si no agilizamos la manera de investigar potenciales curas, el tiempo seguirá pasando.

La investigación

¿Por qué no existe todavía una solución real después de invertir tanto tiempo y dinero?

Las lesiones medulares todavía esconden misterios por resolver. Es uno de los mayores retos del s.XXI y hay muchas personas cualificadas buscando una solución.

Aún así, después de un largo tiempo de investigación y colaboraciones hemos identificado varios motivos que pueden explicar la falta de resultados prometedores.

El problema

¿Qué factores retrasan una potencial cura?

El modelo animal “IDEAL” no existe

Experimentar con animales es necesario para la seguridad de las personas, pero no es ideal para saber qué funciona y qué no.

Puede generar falsos positivos (tratamientos que funcionan en animales pero que no funcionan cuando se prueban en humanos) y, al revés, falsos negativos (tratamientos que no funcionan en animales pero que hubieran podido funcionar en humanos).

Resultados inconcluyentes

Se han realizado un gran número de ensayos clínicos que no han estado bien controlados, por lo que los resultados obtenidos no han sido concluyentes. Y, por lo tanto, no se han podido extrapolar a la práctica clínica.

Regulación lenta y costosa

Los procesos de evaluación y aprobación por parte de las agencias reguladoras son demasiado largos y lentos. Necesitamos acelerar los procesos para conseguir aprobaciones rápidas. Que éste no sea el cuello de botella.

La lesión medular es una afección en la que se necesita celeridad.

Falta de urgencia

Existe poco sentido de urgencia por parte de los investigadores, agencias reguladoras y otras instituciones. El sistema sigue su inercia.

Fuentes oficiales estiman que transcurren entre 10 y 12 años, como mínimo, desde que se identifica un tratamiento potencial hasta que llega al mercado y pueda ser administrado a las personas afectadas.

Baja capacidad traslacional

La capacidad traslacional (de la investigación básica a la investigación clínica en humanos) es muy pobre, debido a la falta de consensos y protocolos de investigación adecuados.

Poca replicabilidad

Poder repetir los resultados de investigaciones es tan raro que un análisis económico publicado en junio de 2015 estima que se gastan 28 mil millones de dólares anuales en investigación biomédica que no es reproducible.

Falta de innovación en investigación clínica

Actualmente, existen muchas condiciones, como la lesión medular entre otras, que no disponen de un tratamiento eficaz y también muchas terapias innovadoras que requieren innovación a la hora de evaluar y aprobar, para que se puedan llevar a la clínica y al mercado lo antes posible.

Prioridades mal definidas

Los investigadores tienen que dedicar demasiado tiempo a la gestión de la investigación (solicitud y justificación de ayudas...). Tiempo que deberían focalizar a la investigación en sí misma.

El viaje hasta aquí

Buscando la mejor forma de investigar la curación de las lesiones medulares

Los miembros de la Fundación Volver a Caminar hemos trabajado estos últimos años junto con expertos de diferentes áreas de la investigación en la lesión medular para aportar soluciones.

Este trabajo se ha materializado en una iniciativa disruptiva e innovadora que estamos convencidos supondrá un gran salto para encontrar y mejorar reparaciones de la lesión medular.

Innovación disruptiva

Cambio de paradigma

Si queremos disponer de un tratamiento efectivo en la próxima década, es crucial un cambio de paradigma en la ciencia para curar la lesión medular. Esto significa una nueva forma de hacer investigación clínica . Más especializada, innovadora, rápida y asequible. Si no agilizamos la manera de investigar potenciales curas, el tiempo seguirá pasando.

Queremos trabajar una aproximación distinta, soportada totalmente en la ciencia, pero mucho más ágil, de manera que aquellas terapias que han funcionado en modelos animales, se puedan probar lo antes posible en humanos.

Team SCIENCE

Reclutaremos un equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional. Éstos, se sumarán a los expertos del comité científico internacional con el que contamos gracias a la colaboración con U2FP.

LÍNEAS DE INVESTIGACIÓN

Dispondremos de diferentes líneas de investigación para verificar la eficacia de todos aquellos tratamientos con un interés potencial. Exploraremos posibles sinergias entre ellos porque sabemos que la solución a la lesión medular será compuesta.

La fundación tendrá un portfolio de proyectos, todos ellos enfocados a la cura de la lesión medular. La lesión medular es una patología extremadamente compleja y la solución terapéutica no va a ser única, sino que se necesitará la combinación de diferentes aproximaciones terapéuticas para conseguir su curación definitiva.

De ahí la necesidad de explorar cuantos más tratamientos mejor, para poder identificar los que sean realmente eficaces.

Al detalle

¿Como lo vamos a hacer?

El puente entre dos mundos

La Fundación Volver a Caminar pondrá sobre la misma plataforma a:
A) personas con lesión medular que quieran participar en nuestras investigaciones clínicas
B) Científicos y médicos que deseen validar su terapia de forma eficiente y segura

En el sitio adecuado

Trabajaremos en aquellos territorios que nos permitan realizar investigación clínica de primer nivel, utilizando estándares de calidad similares a la EMA y a la FDA, pero en los que el marco de actuación nos libere, al menos en parte, de la pesada carga que supone el largo proceso de desarrollo, registro y aprobación de una nueva terapia.

Velocidad en la validación

El objetivo es acelerar la validación (comprobar la eficacia) de los resultados de investigación obtenidos, para convertirlos lo más rápidamente posible en tratamientos de uso clínico

Eficiencia en tiempo y dinero

Nuestra mayor prioridad es utilizar con la máxima eficiencia los dos recursos más preciados: coste y tiempo.

Datos objetivos

Elaboraremos diagnósticos objetivos y precisos de la lesión del paciente antes, durante y después de un tratamiento, empleando métodos electrofisiológicos entre otros.

Sin secretos

Toda la información pertinente con el paciente será abiertamente compartida, tanto los beneficios que un nuevo tratamiento puede ofrecer como los posibles riesgos. Aquellos pacientes que quieran, previamente informados y entendidos los potenciales riesgos y beneficios, participarán en la decisión del tratamiento que quieran seguir.

Open Science - Open Trials

Los datos anonimizados de resultados, tanto positivos como negativos, serán siempre accesibles para todos. Además, nuestra puerta siempre estará abierta a cualquier persona que quiera conocer de cerca nuestro trabajo.

Medicina objetiva y personalizada

Usaremos diferentes métodos para generar diagnósticos objetivos sobre posibles mejoras. Esta constante monitorización no invasiva nos permite reajustar la dosis, fisioterapia y otros parámetros para llevar a cada paciente a su máxima recuperación posible.

Equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional

Equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional

Equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional

Equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional

Equipo multidisciplinar de médicos y científicos de prestigio internacional

Y lo más importante

Sin ánimo de lucro. Pero, ¿por qué?

Porque la Fundación Volver a Caminar, es una entidad sin ánimo de lucro, legalmente establecida, está y libre de obligaciones económicas externas, de influencias políticas, de publicaciones, de imperativos del sector privado... Libre de cualquier factor que pudiera frenar nuestro único interés: encontrar una curación para las lesiones medulares y pronto.

Esta libertad de acción y compromiso total hace que podamos llegar donde una empresa normal, cuyo objetivo es generar beneficios por encima de todo, no podría.

Una organización sin ánimo de lucro, como nosotros, puede aceptar donaciones de individuos, fundaciones y empresas, con el único propósito de invertir todos los fondos disponibles en la investigación de nuevas terapias para lograr nuestro objetivo último que es curar la lesión medular.